*Entregas España y Europa* En Península: gastos de envío reducidos a partir de 70€ y gratis a partir de 130€. Más información.
Ternera de pasto
Parrillada de carne
Elige tus opciones:


Nº de unidades  

IVA INCLUIDO
Añadir al carrito
  • PESO JUSTO:
    Compramos tu pescado, lo pesamos y te abonamos la diferencia.
  • GASTOS DE ENVÍO:
    Gastos de envío 7,95€. Envios GRATIS
    a partir de 130€. (Oferta válida para España peninsular)
  • CONSULTA LAS OPCIONES DE ENVIO AQUÍ

La cantidad es abundante para 8 personas:

  • 4 kg de churrasco de ternera (corte fino). 
  • 1 chuletón de ternera de 800g aprox. 
  • 2 t-bones de ternera de 800g aprox.
  • 3 entrecots de ternera de 300g aprox.
  • 6 hamburguesas de ternera rubia de 200g cada una. 

Los mejores cortes de carne para hacer a las brasas

A la hora de seleccionar una buena carne para asar a la parrilla vamos a elegir el lomo de ternera porque es una pieza tierna y de sabor relativamente suave. Te proponemos los siguientes cortes:

Tira de la costilla o churrasco de ternera

Es un corte trasversal con hueso que proviene del costillar de la res, en la parte superior del lomo. Carece de grasa infiltrada y de nervios. El hueso, si lo colocas del lado de las brasas, le dará un sabor particular a tu barbacoa.

Chuletón de ternera

Otra pieza del lomo alto, es una de los más solicitados por los amantes de las barbacoas. Se trata de un corte jugoso que queda espectacular en las brasas. Y todo en parte debido al hueso que le proporciona ese increíble sabor.

T-bone de ternera

Como su nombre lo indica este corte posee solomillo y entrecot separados por un hueso en forma de T. Es una de las delicatessen que sacamos de la parte media del lomo.

Entrecot de ternera

También llamado lomo de costillar, ojo de bife o rib eye, el entrecot proviene del lomo bajo de la res. Asado en las brasas, volteando la carne cuando empieza a largar su jugo, está sencillamente delicioso. Preparado a la piedra se deshace en la boca como mantequilla.

Hamburguesas de ternera

No pueden faltar las hamburguesas de carne de ternera de pasto. Riégalas con parmesano y ponlas en la parrilla. Te las quitarán de las manos.

** Si lo prefieres, puedes configurar tú mismo/a tu propio pack desde nuestra sección de carnes para barbacoa.

Para calcular la carne que necesitas debes contar unos 500g por persona para la carne con hueso y unos 350g por persona para la carne sin hueso. En el caso de los niños calcula aproximadamente 250g por cabeza. Importante aplicar un factor corrector de un +25% por persona si piensas que va a haber alguien con buen diente o por si aparece algún invitado sorpresa.

Y si tienes alguna duda o consulta, puedes contactarnos a través del formulariode contacto o haciendo clic en el botón de WhatsApp. Estaremos encantados de ayudarte.

En definitiva, hacer una parrillada es siempre el mejor remedio antiestrés.  Para preparar una buena carne a la barbacoa hazte con un poco de paciencia, de mimo, buenas brasas, sal y optativamente un poco de chimichurri, ¡seguro que será todo un éxito!

  • Conserva la carne fresca refrigerada entre 0ºC y 7ºC, durante un máximo de 72 horas desde la llegada a su domicilio. Conserva las hamburguesas entre 0ºC y 2ºC.
  • Mantén la carne protegida del contacto con el aire.
  • Si no sabes cuándo la vas a consumir, mejor congela la carne. Puedes conservarla hasta 6 meses en el congelador.
  • Descongela la carne en la nevera. Así conservará todas sus propiedades de sabor y textura.
  • La carne envasada al vacío puede tener un color marrón poco vistoso al desembalarla. Esto es debido a la ausencia de oxígeno. Su color normal retornará al poco tiempo de mantenerla abierta.
  1. Calcula una media de unos 350-400g de carne por persona.
  2. Frota la carne con aceite y sazona por el lado que quedará hacia abajo al colocarla en la parrilla. Mantenla a temperatura ambiente 2-3 horas antes de la cocción.
  3. Coloca la parrilla -bien limpia- no muy cerca de las brasas.
  4. Con un trinche, pincha un trozo de cebolla untado en aceite y engrasa la rejilla para evitar que se adhiera la carne.
  5. Elige carbón de encina o leña de calidad (de encina, olivo, roble o naranjo). Si usas carbón tardará unos 20-30 minutos hasta convertirse en unas brasas perfectas para asar la carne. Con la leña deberás comenzar el fuego al menos 45 minutos antes.
  6. Las parrilladas de leña aportan un sabor adicional a la carne que puede gustarte o no. Además, necesitan una alimentación constante. El carbón es más seguro ya que las brasas duran más y la potencia es constante. En nuestra opinión el carbón respeta mejor que la leña el sabor original de la carne.
  7. Coloca el carbón o leña (nueva) en forma de pirámide. Enciende el fuego sin pastillas ni líquidos de encendido.
  8. Para reducir el humo incorpora el combustible poco a poco.
  9. No eches carbón o madera nueva después de poner la carne en la parrilla.
  10. Comienza a cocinar cuando la brasa está todavía roja pero empieza a volverse gris. Para cogerle el punto muchos cocineros acercan la mano a la parrilla -a la altura de la carne- y tratan de aguantar 10 segundos. Cuando los soportan bien la brasa está lista.
  11. Puedes poner alguna hierba aromática (romero, tomillo…) en los laterales de la barbacoa.
  12. Coloca las piezas de carne en la parrilla y deja que se hagan tranquilamente sin tocarlas ni darles la vuelta continuamente.
  13. El carbón prende cuando le caen gotas de grasa. Mueve la carne a otra parte de la parrilla para que no le alcancen las llamas.
  14. Cuando la carne esté asada aproximadamente por la mitad de su espesor puedes darle la vuelta. La segunda vuelta debe durar menos que la primera.
  15. Antes de darle la vuelta a la carne echa sal gruesa por el lado crudo. De esta manera se formará una pequeña costra encerrando dentro los jugos.
  16. Antes de que acabe el tiempo de cocción puedes llevar la carne a la parte más alejada de las brasas para que alcance el punto deseado sin llegar a quemar el sellado.
  17. Asa la carne un punto menos de lo que buscas para que quede jugosa y sabrosa. Para una carne de 4 cm de ancho se considera que con 4 minutos está poco hecha; con 7, a punto; con 9, a punto más y con 11, bien hecha.
  18. Deja reposar la carne 5 minutos antes de cortarla.
  19. Puedes acompañar la carne de vegetales asados: patatas, cebolla, pimientos, tomates, calabacín, berenjenas y espárragos. Las patatas tardan más tiempo en cocinarse: no les quites la piel, lávalas bien, envuélvelas en papel aluminio y ponlas junto al carbón.
  20. Cuando la parrilla esté fría límpiala con un trapo viejo y un poco de aceite. Deposita las cenizas en un cubo metálico por lo menos 48 horas antes de tirarlas a la basura.
Los usuarios también vieron...
¿Qué estás buscando?
Nuestra recomendación
¿Qué estás buscando?